viernes, 24 de junio de 2011



La vida no se mide por el número de veces que tomamos aliento, sino por los extraordinarios
momentos que nos lo quitan.

                                                                                                       George Carlin.

2 comentarios:

Seño Rosana 4*B TM dijo...

Què hermosa frase, sobretodo para nosotros, los docentes, a los que cada logro de los alumnos, nos quita el aliento...Cada vez que un niño agradece con una sonrisa que le brilla en los ojos, se nos congela el aliento, pero de alegrìa. Hermosìsima frase.

Bibliotecari@, Andrea.- dijo...

Vió seño: Me gustó por la sencillez, claridad y visión de las cosas.

Cuando la leí recordé cuando aparecieron ante mí, por primera vez, las Cataratas de Iguazú. Le juro que me quedé sin aliento y se llenaron mis ojos de lágrima.

Ese "sin aliento", lo atesoraré hasta el fin de mis días (junto con otros jajajajajaj)